Arranca la vigésimo cuarta edición de los Cursos Nacionales Diego Ortiz, en Quintanar de la Orden

auladepiano

Esta semana ha arrancado la vigésimo cuarta edición de los Cursos Nacionales de Música Diego Ortiz para jóvenes intérpretes, que son la esencia y la materia genuina del germen con el que fue fundado el que ahora se celebra como XXIII Festival Internacional de Música La Mancha, que está realizándose en Quintanar de la Orden entre el 2 y el 17 de julio.

 

Estos cursos que dirige Sebastián Heras, se están impartiendo en el Centro Cívico Príncipe de Asturias y en el Centro del Parque Cristóbal Colón de la localidad quintanareña en disciplinas como piano, flauta travesera, clarinete y saxofón, y concluirán el próximo sábado 16 de julio con el concierto de exhibición que los propios alumnos realizarán a partir de las 21:30 horas en el Auditorio como colofón a la semana de aprendizaje intensivo.

La procedencia del alumnado es este año de distintas poblaciones y ciudades de las cinco provincias de Castilla-La Mancha, Madrid, Alicante y Estados Unidos.

Imparten las diferentes materias el profesor del Conservatorio Profesional de Alcázar de San Juan, Javier Estebarán Crespo al piano, la profesora en el Conservatorio Superior de Alicante, Ana Alcaraz Segura en flauta travesera y el componente de la Orquesta Sinfónica de Gran Canaria y natural de la ciudad croata de Zagreb, Radovan Cavallin Zerjal al clarinete.

En el Aula de Saxofón, tres imparten las clases: el profesor del Conservatorio Profesional de Música de Alcalá de Henares, Vicente Toldos Gallego, junto al profesor del Conservatorio Superior de Música de Basilea (Suiza), Pedro Pablo Cámara Toldos y el profesor del Conservatorio de Salamanca, Roberto Manjavacas Laguía.

Los XXIV Cursos Nacionales Diego Ortiz para jóvenes intérpretes están dirigidas a alumnos de conservatorios y escuelas de música de la región y de toda España, y en su semana de aprendizaje, reciben clases magistrales con las que adquieren diferentes técnicas en los distintos instrumentos de manos de prestigiosos profesores que les servirán en sus respectivas carreras musicales.

Los Cursos Nacionales de Música Diego Ortiz son muy importantes porque son la fuente, el germen y el origen del que surgió el Festival de Música La Mancha de Quintanar de la Orden. No son, ni más ni menos, que un aula de tecnificación de verano para jóvenes alumnos que aprenderán de grandes talentos ya consagrados a nivel internacional.

Con esta docencia, Quintanar de la Orden se sitúa en el centro del mapa español a la vanguardia del aprendizaje musical, un privilegio del que se han beneficiado a lo largo de estos 24 años muchísimos músicos que luego han sido los artistas que han coronado la programación del Festival Internacional de Música de Quintanar de la Orden, y que se han convertido en grandes personalidades del mundo de la música en España.

Desde 1994 estos cursos nacionales han supuesto la consolidación de un proyecto basado en el estudio pedagógico y artístico personalizado, dando la oportunidad a los estudiantes de determinados instrumentos para ampliar sus conocimientos teóricos y prácticos con un programa intensivo de clases individuales y en grupo, con conciertos entre profesores y alumnos en el marco del Festival Internacional de Música de La Mancha.

Fue una iniciativa en su momento, pionera en Castilla-La Mancha, y complementan y completan el auge de los conservatorios y escuelas de música en toda la geografía nacional, además de contar con unas singularidades básicas para un mejor aprendizaje, como es el número limitado de alumnos, así como un piano acompañante como apoyo a las clases, música de cámara para todos los alumnos de grado medio y la posibilidad de actuar en público en el penúltimo concierto del festival que es ya un clásico.